CUANDO EL GORE LES LLEGUE A LOS APAREJOS